sábado, noviembre 26, 2005

Mapa de la Zona de Rafah

Rafah, la primera frontera palestina





Más de 1.600 palestinos han cruzado por el paso fronterizo de Rafah en la primera jornada de actividad bajo control exclusivo de la Autoridad Nacional Palestina en 38 años.

830 palestinos salieron por Rafah hacia Egipto, mientras que otros 755 ingresaron en la franja. El paso fronterizo permaneció abierto sólo cuatro horas.

Gaza se abre al Mundo




A las 13.00 horas del 25 de Noviembre el presidente palestino Mahmud Abbas cortaba una simbólica cinta roja en el puesto de control de Rafah, entre Egipto y Gaza. Más allá del gesto, el momento marcaba un punto de inflexión en la historia de Oriente Próximo: los palestinos tomaban el control de la única frontera internacional de la franja de Gaza.

jueves, noviembre 17, 2005

Testimonio (Colono Judio)

No quiero hacer comentarios a este testimonio, creo que cada uno podrá obtener sus propias conclusiones.

“Dios tiene un plan para cada individuo y para cada nación. Para Israel, Dios tiene planeado que vuelva a ocupar la tierra prometida, algo que ya empieza a ocurrir. La retirada de Gaza decidida por Sharon es un pequeño traspiés, un error que deberá ser corregido. En este asentamiento de Mizpe Jericó somos 300 familias, unas 1.500 personas que observamos los mandamientos de la Torah y servimos devotamente a Dios. Para el mundo entero es una bendición que Israel recupere las tierras que hace dos mil años perdió. También para los árabes. Ellos pueden quedarse aquí, si aceptan que ésta es la tierra que el Señor nos dio a nosotros los judíos. Si no lo aceptan, pueden irse, integrarse a los muchos países árabes que rodean al Gran Israel. O pueden rebelarse contra Dios y pelear. Pero, entonces, los mataremos. Decir que algún día habrá dos Estados en la tierra de Israel es una obscenidad tan sacrílega como encender fuego en shabbat”

miércoles, noviembre 16, 2005

Testimonio (Soldado Palestino)

Mario Vargas Llosa publicó en el Diario El País de España testimonios de Palestinos e Israelíes.
Es conmovedor y preocupante palpar los problemas y conflictos que aquejan a unos y otros, motivo por el cual los presento aquí

“Rezo a Alá-sea siempre bendecido y alabado- cinco veces al día, a la voz del ‘muezzin’ arrodillándome en dirección a la Meca. Le pido que me dé fuerzas para conservarme siempre puro de cuerpo y de espíritu, a fin de servirlo mejor. Y le pido, también, que nos traiga la paz. Soy soldado de la Autoridad Nacional Palestina y creo que nuestro pueblo ha sufrido ya demasiado por culpa de la ‘jihad’ (guerra santa). Tenemos que negociar con Israel y poner fin a la matanza y a la miseria en que vivimos. Los hermanos que quieren seguir guerreando nos empujan al abismo. ¿De qué sirve el martirio de unos pocos si cada día hay menos trabajo y más hambre en los campos de refugiados?¿Vamos a suicidarnos todos y dejarle Palestina entera a los judíos? Paz, paz, nuestro pueblo quiere paz”